Sexting

Sexting es un neologismo del inglés y viene de la contracción de sex y texting. Se refiere al envío de fotografías eróticas o pornográficas por medio de teléfonos móviles a otras personas.

¿Por qué se hace?

Es una moda entre los adolescentes y puede hacerse por distintos motivos: por diversión, porque lo pide otra persona, por impresionar, por imitar a una celebridad, …

¿Qué riesgos tiene el sexting?

Lo que puede empezar por una autoafirmación, “mira lo que escondo“, puede terminar como un calvario, una fatalidad.

La persona que envía las fotos ni se imagina que el destinatario pueda traicionarle difundiendo “sus imágenes” públicamente. Al mandarlas no son conscientes de las graves consecuencias que pueden tener estas imágenes en un futuro próximo.

Los principales riesgos son: la humillación, el ciberacoso, el ciberbullying, la sextorsión, la explotación pornográfica, …, además de quedar marcados de forma indeleble en la Red, con las repercusiones que tiene para su reputación online.

¿Quién es el receptor?

Normalmente, el receptor es una persona cercana y conocida del emisor.

¿Qué podemos decirles para evitar que nuestros menores practiquen sexting?

Podemos decir que …

  • cuando una imagen sale del móvil se escapa de nuestro control y se convierte en irrecuperable.
  • lo que hoy quieres mostrar, igual el día de mañana no.
  • a quien se lo enviamos hoy, quizás mañana no sea nuestro amig@.
  • el hecho de contar con una imagen en nuestro móvil no significa que tengamos derecho a hacer con ella lo que queramos. La imagen de otra persona es un dato personal y su uso está protegido por la ley.
  • si no nos gusta que distribuyan imágenes nuestras comprometidas sin permiso, a los demás tampoco.
  • se considera pornografía infantil la imagen de desnudez protagonizada por quien no ha cumplido los 18 años, y su posesión es un delito. Si nos llegan este tipo de imágenes, hay que bórralas de inmediato.
  • el Sexting deriva en humillación y acoso. (bullying, ciberbullying)
  • seremos responsables si lo promovemos o jaleamos.
  • con nuestro silencio estamos haciendo que la víctima sufra, permitiendo al acosador continuar con sus fechorías.

Conclusión

Debemos ser conscientes de que el sexting está en la red y para evitar que nuestros menores lo practiquen lo principal es educarles y enseñarles los riesgos que su uso conlleva.

Puedes aprovechar esas ocasiones en que estén viendo fotos (sus fotos), en la red, para acercarte e intentar que te las enseñen, comentándolas o simplemente viéndolas con ellos. Puede ser una forma de empezar a entrar en su mundo, casi sin enterarnos, y que vean que nos interesamos por sus cosas, sin imposiciones.

Fuente: Guía sobre adolescentes y sexting

2 pensamientos en “Sexting”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s